ActualidadCongreso y SenadoEnrique SantiagoInstitucionalNotas de prensaVídeos

Unidas Podemos rechaza las iniciativas “pocos creíbles” de Vox en materia de seguridad y les reclama propuestas que sí reconozcan “derechos básicos” de los profesionales

El portavoz adjunto y de Interior de Unidas Podemos, Enrique Santiago, defiende en el Congreso que “la policía local debe tener las mismas prestaciones que los miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado” y desmonta las trampas legales de la propuesta de la formación de ultraderecha sobre la ‘declaración de profesión de riesgo de los policías locales’

El portavoz adjunto y de Interior de Unidas Podemos, Enrique Santiago, ha tachado de “poco creíble” la iniciativa presentada por Vox y debatida esta mañana en la Comisión de Interior sobre la ‘declaración de profesión de riesgo de los policías locales’. Sugirió a los responsables del grupo parlamentario de ultraderecha que “empiecen por el principio” y, en lugar de traer “propuestas de carácter demagógico como ésta, pero que no llevan aparejado de forma efectiva el reconocimiento de derechos básicos”, presenten en la Cámara Baja otras que sirvan para “respetar todos los derechos sociales y sindicales” de los distintos colectivos que se encargan de la seguridad en nuestro país.

Santiago comenzó su intervención reconociendo el trabajo de todos los cuerpos de seguridad y destacó su labor durante los últimos meses de crisis sanitaria provocada por el Covid-19, “y en especial la de los policías locales, que sin duda son los menos reconocidos habitualmente”.

A continuación, empezó a desmontar las trampas legales que contenía la propuesta de la formación de ultraderecha, una iniciativa que Vox hacía pasar ahora por la Comisión de Interior cuando hace apenas unos meses votó en contra, junto a Ciudadanos, de una propuesta de las mismas características que sí fue aprobada en la Comisión de Función Pública.

“No apoyamos -explicó Santiago- la aplicación del Real Decreto 1087 del 2015 a la policía local, ya que esta norma está dirigida a un colectivo de funcionarios que han ingresado en los respectivos cuerpos a partir del 1 de enero de 2011, por lo que han quedado incluidos en el Régimen General, en lugar de en el Régimen de Clases Pasivas del Estado (a extinguir) que era el que les correspondía a los ingresados antes de esa fecha”.

Recordó que la normativa vigente ya contempla que “para evitar excesivas diferencias en la protección social de unos y de otros se han mantenido determinadas especificidades en el Régimen de Clases Pasivas para los incorporados en el Régimen General”.

Enrique Santiago defendió que “la policía local debe tener las mismas prestaciones que los miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado”, pero advirtió de que la propuesta tardía y carente de rigor de Vox “no es ni mucho menos la vía para garantizarlo”.

“Nos parece que es poco creíble -insistió- que traigan una iniciativa como ésta para considerar una profesión de riesgo el trabajo de las policías municipales cuando, por otro lado, Vox, que no es una ONG sino un partido político, no quiere que los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado tengan derechos laborales o sociales”.

Para ilustrar esta forma de actuar puso ejemplos y recordó entre ellos cómo desde la derecha y la ultraderecha “les niegan la posibilidad de asociarse, de sindicarse o se empeñan en que a la Guardia Civil se le siga aplicando el Código Penal Militar”.

Contenido relacionado

Botón volver arriba