fbpx
ActualidadEnrique SantiagoNotas de prensa

Enrique Santiago respalda en Navarra la lucha de la plantilla de Trenasa contra la amenaza de cierre y denuncia otro “impresentable caso de deslocalización” tras recibir ayudas públicas

El portavoz parlamentario de Izquierda Unida mantiene durante su viaje de trabajo reuniones con el Comité de Empresa de esta compañía del sector del ferrocarril, y con representantes del Ayuntamiento de Castejón y de CCOO Navarra, tras las que plantea más implicación de los gobiernos estatal y autonómico en la defensa de las industrias estratégicas

El portavoz parlamentario de Izquierda Unida y diputado de Unidas Podemos, Enrique Santiago, ha mostrado hoy en Castejón (Navarra) a la plantilla de la empresa Trenasa, afectada por un ERE de cierre, el total respaldo de estas organizaciones, al tiempo que ha recabado información de primera mano sobre cómo afecta directamente esta situación tanto a las familias de los/as trabajadores/as como al conjunto de la localidad y del entorno donde se ubican las instalaciones.

“Este ERE -aseguró- es un nuevo atropello hacia la clase trabajadora de nuestro país por parte de una patronal despiadada que únicamente busca maximizar beneficios sin importarle lo más mínimo dejar sin empleo a 110 personas en un momento de grave crisis económica. Es una absoluta indecencia que no se puede permitir”.

Han acompañado a Santiago en este viaje de trabajo la coordinadora general de IUN-NEB y parlamentaria de Izquierda-Ezkerra, Marisa de Simón, y la secretaria política del PCE-EPK Navarra, Isabel Burbano. Además de un largo encuentro con una representación del Comité de Empresa de Trenasa, también se han reunido con miembros del Ayuntamiento de Castejón, así como del sindicato CCOO Navarra.

El también secretario general del PCE denunció la “circunstancia impresentable” de que esta empresa haya recibido en los últimos años cuantiosas ayudas con dinero público de las instituciones navarras y que ahora haya decidido ejecutar la deslocalización de su producción cerrando la fábrica de Castejón.

Destacó que “las deslocalizaciones están arrasando el tejido productivo industrial de nuestro país. En este caso concreto, además, afecta a un sector estratégico como el del ferrocarril. Cada vez es más evidente que se necesita un plan industrial que garantice nuestra soberanía productiva y el empleo digno y de calidad”.

Para Enrique Santiago, los ministerios de Industria y Fomentó, así como el Gobierno de Navarra deben “garantizar un proyecto de viabilidad para Trenasa”, así como implicarse más en la defensa de los sectores estratégicos. “Hay que frenar las deslocalizaciones y sentar las bases para generar nuevas industrias”, dijo.

“Además -añadió-, hay que impedir casos concretos como el de esta empresa, que ha recibido hasta siete millones de euros del Gobierno de Navarra en los últimos años y sus responsables deciden llevarse su producción de este territorio de un día para otro”.

Marisa de Simón, por su parte, ha recordado que Trenasa es “una empresa viable” y ha exigido que se garantice la continuidad de su producción. “La plantilla ha demostrado que es muy polivalente y que está de sobra capacitada y cualificada para desarrollar ésta y otras actividades, tal y como estaba planificado”.

La coordinadora general de IUN-NEB y parlamentaria navarra apostilló que “son muchas las familias de Castejón y de la Ribera en su conjunto las que encuentran su sustento en esta fábrica. Su cierre supondría un duro revés para la economía de toda la zona que no se debe permitir”.

Isabel Burbano completó las valoraciones como dirigente del PCE-EPK Navarra y recordó cómo “la plantilla de Trenasa nos está dando a toda la sociedad en las últimas semanas un ejemplo de lucha obrera. Tienen nuestro completo apoyo y necesitan también el de todos y todas las trabajadoras de Navarra. Hoy es esta empresa la que tiene en riesgo sus puestos de trabajo, pero mañana puede ser cualquier otra cuyos responsables actúen de forma similar”.

Contenido relacionado

Botón volver arriba